¿Cómo reconocer una buena historia para tu presentación?

Afortunadamente, contar historias en una presentación empieza a ser una práctica bastante extendida.

Por H o por B, el Stroytelling ha ido destacando de entre los muchos consejos para presentadores y cada vez más podemos encontrarnos con un ponente que nos regala un relato o una anécdota.

Por eso mismo es muy probable que, cuando vayas a preparar una presentación, busques una buena historia que contar.

Sin embargo, no todas las historias te sirven. Ni todas las historias que sirven son válidas para todas las presentaciones. Luego…

¿Cómo puedes reconocer cuáles son las historias con potencial?

La respuesta, nuevamente, la encontré en el libro Ideas que pegan, de los hermanos Heath.

Según sus estudios, la mayoría de las historias contagiosas responden a uno de estos tres tipos de trama.

La trama del desafío

david y goliat

La trama del desafío consiste en superar un reto. En este tipo de historias se enfrenta la  voluntad a las adversidades.

Estas historias presentan un elemento principal muy representativo: los obstáculos son abrumadores respecto del protagonista.

Ejemplos de historias con la trama del desafío son David y Goliat o la victoria del Manchester United en la final de Champions de 1999 remontando dos goles en tiempo de descuento.

Todas ellas nos inspiran apelando a nuestra perseverancia y coraje. La trama del desafío nos empuja a la acción.

La trama de la conexión

titanic

La trama de la conexión se encuentra en historias de personas que entablan relaciones que llenan un vacío racial, de clase, étnico, religioso, demográfico o de otro tipo.

Ejemplos de historias con la trama de la conexión son Titanic, la Lista de Schindler o la parábola del buen samaritano.

Las historias con la trama de la conexión se refieren a nuestra relación con los demás.

La trama de la creatividad

MacGyver

La trama de la creatividad implica que alguien consiga un importante adelanto intelectual, resuelva un antiguo misterio o aborde un problema de una manera innovadora.

Ejemplos de historias con la trama de la creatividad son los capítulos de MacGyver o la historia de Newton y la manzana.

Las historias con la trama de la creatividad nos alientan a hacer cosas distintas, a ser creativos y a experimentar nuevos enfoques.

¿Cuál es el objetivo de la historia que buscas?

Tener en cuenta estas 3 tramas te ayudará a reconocer historias con potencial. Pero te falta un ingrediente fundamental: el objetivo.

En función de cuál sea el objetivo que pretendes conseguir con tu historia, te va a convenir más usar una trama que otra.

Si lo que pretendes es contar una historia que los inspire a trabajar con mayor ímpetu, la trama que te conviene es la del desafío. Por el contrario, si quieres inspirarles para revolucionar la cultura empresarial de tu compañía, tendrás que apostar por la trama de la creatividad.

Así que, antes de elegir una historia para tus presentaciones, ten muy claro cuál va a ser su objetivo.

¿Cómo acostumbras a identificar las historias que te conviene contar? Gracias por dejar tu comentario.

En el próximo artículo mucho más. Si no quieres perdértelo, puedes suscribirte aquí y recibirás los próximos artículos en tu correo electrónico.

 

Entradas Relacionadas:

¿Te gusta el contenido?
Suscríbete a la Newsletter para no perderte ni un detalle

Y además, con la inscripción a la Newsletter, un curso online de presentaciones GRATIS!!!

Comentarios

  1. dice

    Muy bueno esos posts acerca de storytelling. Ciertamente es necesario tener claro el objetivo de la presentación para definir la historia a contar, en mi caso también me ha resultado el proceso al contrario, donde se me ocurre una historia con la cual puedo hacer una presentación.
    Gracias por la ilustración. Te seguiré leyendo.

Responder a Ray Edelsan Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *