“Relaxing cup of café con leche”: la importancia de elegir bien al ponente

Madrid 2020Toda España vio con estupefacción el pasado sábado como la candidatura olímpica de Madrid 2020 era eliminada en primera ronda contra todo pronóstico. En realidad, contra todo pronóstico español.

El optimismo desmedido con el que la delegación española llegaba a Buenos Aires se convirtió en decepción, impotencia, lágrimas y, como viene siendo habitual en nuestra sociedad, enseguida se empezó a buscar el culpable de aquella injusticia olímpica (igual que con el accidente de tren de Santiago).

He leído estos días comentarios de todo tipo; que si estas decisiones están tomadas antes de empezar, que si los franceses han hecho presión para poder tener las olimpíadas del centenario… Cualquier cosa menos un poco de autocrítica.

Y, la verdad, no hace falta buscar culpables fuera después de ver el esperpéntico ridículo que hicieron los representantes españoles con algunas de sus presentaciones.

Así que haciendo un poco de autocrítica deberíamos plantearnos algunas preguntas.

¿Tanto cuesta memorizar 3 minutos de discurso?

Es lamentable ver como el Presidente del Gobierno, aún hablando en su propio idioma, debe mirar constantemente sus notas durante su discurso. Entiendo que esto pueda ocurrir cuando la ponencia es de varias decenas de minutos, pero para mi es imperdonable cuando se trata de hablar sólo 3.

Leer las notas es un signo de inseguridad, de no tener claro lo que uno quiere decir y no ser totalmente natural cuando se dice. Y eso genera desconfianza.

Creo que la ocasión era lo suficientemente importante como para haber invertido un buen tiempo en memorizar el discurso de 3 minutos.

¿Tanto cuesta hablarles en su idioma?

Por mucho que estuvieran en Buenos Aires, la audiencia eran los miembros del COI, cuyo idioma oficial es el inglés. Además, se estaba tratando la posibilidad de organizar unos juegos olímpicos en los cuales Madrid y España deberían acoger a gente proveniente de todos los rincones del mundo.

Ser capaces de realizar el discurso en inglés es una forma de demostrar a los miembros del COI que estamos preparados. Por eso es imperdonable que el Presidente del Gobierno hiciese su discurso en castellano. Para mi lo es mucho más que el ridículo “relaxing cup of cafe con leche” de la Alcaldesa de Madrid. Ella, aunque con poca fortuna, al menos lo intentó.

Nuevamente, la ocasión merecía que los ponentes tuviesen un buen dominio del inglés para poder dar un discurso de 3 minutos de forma fluida y comprensible. Un buen nivel de inglés que reflejase que España está preparada para la ocasión.

¿Eran los ponentes adecuados para la ocasión?

Según hemos dicho, la ocasión requería a buenos oradores, con la capacidad de memorizar un pequeño discurso y la habilidad para hablar en inglés de forma fluida. Y está claro que ni el Presidente del Gobierno ni la alcaldesa de Madrid encajan con este perfil.

Es verdad que hay una parte protocolaria que no podemos olvidar y que  el hecho que los ponentes sean los máximos representantes del país y la ciudad que quiere albergar los juegos puede darle un mayor impulso a la candidatura. Pero también lo es que ninguno de estos representantes quiere dejar de salir en la foto.

Por mucho que exista este protocolo, si el total del proyecto puede ponerse en riesgo por detalles como estos, ¿no merecería la pena saltarse el protocolo para dejar que alguien mejor preparado salga a la palestra a presentar?

Porque, al final, por tener los representantes que tenemos y por no querer saltarse el protocolo hemos acabado sacrificando la calidad del discurso. Y aunque el señor Blanco diga que lo importante no era el mensaje sino el proyecto que había detrás, si el mensaje no llega, el proyecto no se vende.

Y si lo que ocurre es que el protocolo era incuestionable, entonces quizás deberíamos plantearnos si nuestros representantes son los adecuados. Quizás deberíamos estudiar si para poder presentarse a unas elecciones, aparte de tener unas firmas que avalen al candidato, se tuviese que pasar una prueba de aptitud.

¿Consideras que los ponentes elegidos para defender la candidatura eran los idóneos? ¿Crees que se deberían haber saltado el protocolo y elegir ponentes con un mejor nivel de inglés? Gracias por dejar tu comentario.

¿Quieres recibir los próximos artículos de Presentable.es en tu correo electrónico? Suscríbete aquí.

Entradas Relacionadas:

APRENDE GRATIS
a presentar con éxito

¡INSCRÍBETE AL CURSO ONLINE!

Para más información sobre el curso haz click aquí.

 

Al inscribirte al curso recibirás también la Newsletter de Presentable

Comentarios

  1. Mónica dice

    Hola,

    no eran idóneos en absoluto y por no meterme con lo bien o lo mal que han gestionado los recursos dedicados a la candidatura de Madrid 2020, al menos podían aprender a hablar inglés correctamente, afortunadamente para ellos tienen todas las posibilidades y no lo hacen.

    • Roger Prat dice

      Mónica,

      Ya no sólo es una cuestión de si lo hacen o no. Es increíble que para según que trabajos se nos exija un buen nivel de inglés (incluso si el trabajo se va a hacer básicamente en castellano) y, en cambio, para representar a todo un país en el extranjero el inglés no sea imprescindible.

      Saludos,

      Roger

    • Roger Prat dice

      Josep,

      Sin duda esta entrevista aporta un poco de sentido a todo. Aunque a la vez ratifica uno de los puntos que yo postulo en esta entrada: mucho mejor si el discurso era en inglés.

      Y, siempre bajo mi modesta opinión, la señora Botella lo puede haber hecho a la perfección siguiendo sus indicaciones, pero a mi me sigue resultando poco creíble. Ese discurso tan bien preparado tenía de todo menos naturalidad.

      Gracias por el comentario y el link.

      Saludos,

      Roger

  2. dice

    Hola Roger,

    Enhorabuena por tu artículo, de plena actualidad y muy sincero.
    Suscribo todo lo que dices. Y tengo la esperanza de que las nuevas generaciones en la política vendrán más preparadas y formadas para dar discursos sin leer, con naturalidad y en inglés, porque ya se les exigirá.
    Eso espero.

    • Roger Prat dice

      Gracias por el comentario, Manuel

      Espero que en un futuro no muy lejano se les exija todas esas competencias, porque lo que es ahora no se les exige absolutamente nada. Ni tan sólo responsabilidades cuando no hacen bien su trabajo o cuando lo hacen fuera de la ley.

      Un abrazo

      Roger

Trackbacks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *